Tensión al Enfocarse en el Ojo Espiritual

Localizado en el punto medio entre las cejas, el ojo espiritual, o centro Crístico, es la sede del despertar espiritual. Cuando toda nuestra energía está allí centrada, la iluminación ocurre. Esta es la razón por la cual, en meditación, es extremadamente beneficial el tener tus ojos físicamente mirando hacia el ojo espiritual; enfocarte aquí te ayuda a armonizarte con, y atraer magnéticamente, los estados de conciencia más altos. (Deberías, sin embargo, recordar que, aunque los ojos están mirando físicamente al ojo espiritual durante la práctica de Jong-So, tu concentración debería estar en tu aliento).

Si sientes tensión cuando miras hacia el ojo espiritual, intenta este consejo de Swami Kriyananda:

Eleva tu mirada, no cruzando los ojos, sino enfocándolos en un punto que está un poco más allá de la frente, más o menos a la distancia a la que se encuentra tu pulgar cuando extiendes tu brazo ligeramente sobre ti. (La altura de tu pulgar debería estar al mismo nivel que el punto más alto de tu cabeza.)

Lo más importante es que tu atención, no tus ojos, estén enfocados en ese punto de la frente. No intentes forzar tus ojos a enfocarse; simplemente mira mentalmente a ese punto, y deja que el ojo espiritual te atraiga a sí.

Otra técnica para estar relajado cuando te enfocas en el ojo espiritual es pensar que tus ojos están situados solamente en la parte superior de sus órbitas. Podrías también intentar bajar tu mirada hasta que el estrés desaparezca, y luego mentalmente mirar a través y más allá del ojo espiritual. Una técnica que puede ayudarte a hacer esto es sentir como si estuvieras mirando al ojo espiritual a partir de la médula oblonga, localizada en la base del cerebro.

Si mantener tus ojos alzados es nuevo para ti, no pases todo tu tiempo pensando en la posición de tus ojos. Álzalos cuando comienzas a meditar, y luego concéntrate en el resto de la técnica. Cada tanto, cuando se te ocurra, eleva tus ojos nuevamente. Cuando notes que tu mente se ha puesto a vagabundear, también notarás que tus ojos están mirando hacia abajo (hacia el subconsciente). Cuando esto sucede, eleva tu mirada de nuevo y vuelve a enfocar tu mente en el aliento. Con el tiempo, se volverá más fácil para ti el mantener tus ojos enfocados hacia arriba, porque sentirás un centro de energía en la frente que mantendrá tus ojos allí naturalmente.

Relacionados:

Anuncios

4 comentarios to “Tensión al Enfocarse en el Ojo Espiritual”

  1. juan carlos cortes hernandez Says:

    buenas a todos yo apenas soy un adolecente de 15 años e intentado en eso y no se pero creo que lo estoy logrando ya que yo e desarrolado la telequinesis pero muy poco solo mi pregunta es esta ¿para que se utiliza el ojo espiritual?

  2. jose Says:

    Mil gracias por tu valiosa informacion…por favor me ayudas a conseguir este precioso libro…donde lo puedo conseguir??Superconciencia: guía para la meditación

  3. Cristobal Says:

    asi mismo es bueno tal vez no a la perfeccion pero sin haber leido esto yo trato de mantener mis ojos arriba sin forzarlos nunca con rudeza y a veces cuando me doy cuenta q estoy deteniendome en pensamientos que entran pues me concentro en la respiracion y trato nuevamente de alcanzar la concentracion en el entrecejo, es asi una lucha constante hasta que logre con la practica el dominio.

    • Ananda Español Says:

      ¡Fantástico Cristobal!

      “Allá donde se lleva la mirada, se lleva el pensamiento; y donde se lleva el pensamiento, ¡llevamos la energía!” Yogananda animaba a sus discípulos a mantener la mirada en el entrecejo todo el tiempo posible, así ayudaría a elevar la energía.

      Pero ojo, es importante equilibrarla con la energía del corazón:

      La devoción necesita discriminación, para que no se vuelva meramente emocional. La discriminación precisa de devoción para no caer en la inacción. La acción requiere de devoción y de discriminación o provocará la intanquiliad constante de la mente. Y tanto la devoción como la discriminación necesitan acción para llevarlas a la práctica, porque podrían perderse en un mero sentimeitno o e teorías inacabalbes.

      Swami Kriyananda (extracto del libro “Superconciencia: guía para la meditación”)


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: